Una espalda sana es sinónimo de bienestar

Es posible que se sorprenda al descubrir que, como quiropráctico, estoy más interesado en su función cerebral que en su dolor de espalda o cuello. Y eso es porque tu cerebro controla el resto de tu cuerpo a través de tu sistema nervioso.

La mejor manera de explicar esto es a través de una comprensión de los tres sistemas del cuerpo:

1. El sistema pasivo

El sistema pasivo incluye sus huesos, ligamentos y tendones. Estos ayudan a proteger los órganos, proporcionan estructura y soporte para ayudarlo a mantenerse en contra de la gravedad.

2. El sistema activo

El sistema activo incluye el corazón, pulmones, músculos, sistema digestivo y todos los otros sistemas que hacen algo para mantenerlo a usted saludable y en funcionamiento. Obviamente, estos son esenciales también.

3. El sistema de control

El sistema de control incluye su cerebro y sistema nervioso y todas las señales que pasan entre ellos. Este es el sistema más importante en el cuerpo, pero a menudo se pasa por alto. Sin un control adecuado, el resto de su cuerpo no puede funcionar en su punto máximo.

El sistema nervioso tiene un impacto directo en las hormonas del estrés liberadas en su cuerpo: adrenalina y cortisol. Estos son de naturaleza inflamatoria y sabemos que la inflamación está implicada en muchas de las afecciones de salud más graves.

Entonces, si se siente atrapado en una rutina con mucho estrés, podría ser que su sistema de control no esté funcionando correctamente y a toda su plenitud. Mi trabajo como Quiropráctico es ayudarlo a obtener un mejor control, movimiento biomecánico y una mejor comunicación entre el cerebro y el cuerpo, corrigiendo las subluxaciones vertebrales.

Abrir chat
Hola 👋! ¿En qué podemos ayudarte?
A %d blogueros les gusta esto: